sombra derecha
sombra izquierda
sombra

LA COMPAÑÍA DE TRANVÍAS INSTALA MAMPARAS DE POLICARBONATO

Avisos

LA COMPAÑÍA DE TRANVÍAS INSTALA MAMPARAS DE POLICARBONATO

1 abril, 2020

LA COMPAÑÍA DE TRANVÍAS INSTALA MAMPARAS DE POLICARBONATO EN LOS AUTOBUSES PARA INCREMENTAR LA PROTECCIÓN FRENTE A CONTAGIOS DE CORONAVIRUS

• El miércoles 1 de abril saldrán a realizar su ruta 21 vehículos con esta protección, más de la mitad de la flota que opera durante el estado de alarma, y en próximos días se completará la instalación

• Estos elementos, diseñados con material muy resistente, se han diseñado con toda la premura posible, pero atendiendo a los requerimientos de seguridad de los vehículos.

La Compañía de Tranvías está acometiendo de manera progresiva la instalación de mamparas de policarbonato en los autobuses que están ofreciendo actualmente el servicio de transporte público. Se espera que puedan estar disponibles en la totalidad de la flota en servicio a lo largo de los próximos días. Por lo pronto, el miércoles 1 de abril saldrán a realizar sus rutas un total de 21 vehículos con estos elementos de protección ya instalados, lo que constituye más de la mitad de los que transitan durante el estado de alarma por los viales coruñeses.

Estas mamparas, tienen como objetivo reforzar la barrera física de los conductores con los viajeros, protegiendo así frente a contagios de COVID-19 tanto a los empleados como a los usuarios. La gran resistencia de este material también permite proteger a los conductores frente a posibles agresiones físicas.

Dada la urgencia que exige el estado de alarma, se ha buscado un diseño que permita la instalación rápida de estas protecciones en los puestos de conducción, de manera que puedan estar todos disponibles cuanto antes. Pese a esta premura, se ha observado con todo el rigor que esta instalación esté acorde con las exigencias de seguridad del vehículo, buscando cumplir con requerimientos técnicos exigibles para la homologación de estos dispositivos.

El objetivo es que estas mamparas puedan mantenerse activas el mayor tiempo posible y sirvan como una medida de protección, no solamente como parte de las acciones destinadas a hacer frente a la pandemia del COVID-19, sino también en el marco del compromiso de la Compañía de Tranvías con la gestión de la seguridad y salud en el trabajo, certificado bajo la norma ISO 45001.

Recordamos que, entre las medidas adoptadas por la Compañía de Tranvías para la contención del coronavirus desde el decreto de estado de alarma, ya se instauró la delimitación de espacios y distancias de precaución para impedir el contacto entre viajeros y con los conductores. Así, se precintaron los asientos de la primera fila, para garantizar la distancia con el conductor y se ha comunicado una serie de recomendaciones específicas para el transporte urbano, además de las genéricas sobre limpieza de manos y distancia de seguridad:

– Evite subir al autobús si presenta síntomas compatibles con el COVID-19 (tos y fiebre fundamentalmente).
– Evite subir al autobús, en la medida de lo posible, si pertenece a colectivos de riesgo (embarazadas, personas de edad avanzada o con patologías crónicas respiratorias, cardiovasculares o situaciones de inmunodepresión).
– Deje libres los asientos situados en la primera fila tras el conductor, para garantizar la máxima separación. Se han delimitado de forma gráfica estos espacios restringidos, con el fin de garantizar la máxima información y claridad en las directrices a los usuarios.
– Intente siempre abonar su billete a través de tarjeta, sin utilizar dinero en metálico, con lo que evitará cualquier tipo de contacto con superficies o con el conductor.
– Mantenga en la medida de lo posible la distancia de seguridad con los demás viajeros y cubra su boca y su nariz con un pañuelo o con el codo, sobre todo al estornudar o al toser.
– Evite en lo posible tocarse la cara y lávese las manos inmediatamente en cuanto pueda, una vez que se apee del autobús.

Con respecto a la protección de conductores y viajeros, la Compañía de Tranvías ha dispuesto la intensificación de las labores de desinfección diaria de las barras, zona de trabajo y otras superficies de contacto habitual dentro del autobús. Esta labor se ha visto reforzada con una desinfección adicional e integral del vehículo mediante la pulverización de biocidas, limpieza que se efectuará varias veces por semana durante el estado de alarma. Los conductores disponen de gel hidroalcohólico para garantizar su desinfección a lo largo del servicio, además de otros productos para reforzar la higiene permanente en su zona de trabajo.

La Compañía de Tranvías, como operador de un servicio público de primera necesidad, seguirá trabajando para adoptar todas las medidas que garanticen un transporte público de calidad, tan esencial para muchas personas de esta ciudad, con las mejores condiciones posibles de seguridad e higiene, y siguiendo las indicaciones de las autoridades públicas y sanitarias, al igual que el resto de la ciudadanía, a la cual agradecemos de antemano su implicación en esta lucha en la que todos estamos comprometidos.